Hoy versionamos los bombones de toda la vida con un toque salado. En casa nos encanta el queso y que mejor forma que presentarlos en forma de Bombones para darles un toque original y divertido, con un poquito de mermelada, están deliciosos.

INGREDIENTES

250gr de queso fresco o tipo Filadelfia, 80ml de nata, leche o crema fresca, 1 hoja de gelatina.

ELABORACIÓN

Ponemos el queso junto con la nata o la lecha en un cazo al fuego, y damos vueltas hasta que el que se se integre por completo. Mientras, en un cuenco con agua fría habremos puesto la hoja de gelatina para que se hidrate. Cuando el queso esté integrado, añadimos la hoja de gelatina bien escurrida y damos unas vueltas, para que se deshaga y quede en la mezcla disuelta. A continuación, rellenamos el molde de los bombones, con cuidado, y guardamos en el congelador para que se endurezcan. Yo he elegido este molde con formas de Cubo de Silikomart, que son muy fáciles y cómodos de desmoldar. Al congelarlos, podemos dejarlos el tiempo que queramos y cuando tengamos alguna comida o cena, con sacarlos un rato antes, desmoldarlos y servirlos, sobrara. Desmoldamos en frío y en unos minutos, se quedan cremosos. 

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

You have Successfully Subscribed!